Historia de los Mundiales de Fútbol (V): 12 años sin competición

De: deportexpress

02 16 pm

Etiquetas:,

Categoría: Fútbol

Deja un comentario

El 1 de septiembre de 1939 dio comienzo la Segunda Guerra Mundial, tras un largo periodo prebélico que se había intensificado notablemente desde julio de 1937 con la declaración de la Segunda Guerra Sino-japonesa. La FIFA, que ya trabajaba en la organización del Campeonato del Mundo, se vio obligada a suspender sus competiciones, y la cuarta cita mundialista no pudo celebrarse hasta 1950.

Argentina, Brasil y la Alemania nazi habían declarado su intención de organizar los Mundiales de 1942. Hitler deseaba resarcirse tras el golpe que había supuesto para el Tercer Reich que los Juegos Olímpicos de 1936 hubieran tenido como máxima figura al atleta afroamericano Jesse Owens. Sus 4 medallas de oro indignaron al Führer, que le tachó despectivamente de “africano ayudante de los americanos“. Aunque Alemania impuso su ley en aquellos Juegos con 89 medallas, Hitler seguía empeñado en demostrar la superioridad de la ‘raza aria’.

Brasil y Argentina representaban las opciones sudamericanas. Los brasileños no habían secundado el boicot al Mundial de Francia 1938 pensando en la organización de la siguiente edición del campeonato. Argentina, por su parte, consideraba lógico que fuera designada sede tras haber sido apartada de la organización del evento por un deseo expreso del presidente de la FIFA, Jules Rimet.

La suspensión de las competiciones redujo también la actividad institucional de la FIFA. Aunque las oficinas del organismo en Suiza no cerraron sus puertas, no se celebraron congresos anuales entre 1940 y 1945. Luxemburgo acogería, el 1 de julio de 1946, la primera reunión de la Federación Internacional tras la Segunda Gran Guerra. En conmemoración de sus 25 años al frente de la FIFA, en este congreso se decidió que la Copa de Campeones del Mundo pasara a llamarse Copa Jules Rimet.

La posguerra trajo dificultades y penurias, pero también unión y estabilidad a la FIFA. Se decidió prohibir la participación de Alemania en las competiciones internacionales como represalia ante la situación vivida en la Segunda Guerra Mundial. El país germano no volvería a disputar un Campeonato del Mundo hasta 1954. Apartada Alemania, se produjo el acercamiento con las Federaciones británicas, que se reintegraron en la FIFA ese mismo año y ayudaron a su recuperación económica con la disputa del que fue conocido en su día como “Partido del Siglo”.

El 10 de mayo de 1947, 135.000 personas se reunieron en Hampden Park (Glasgow), para presenciar un partido amistoso entre Gran Bretaña y el Resto de Europa. La recaudación íntegra, sobre unas 35.000 libras, fue donada a la FIFA para financiar sus actividades. Vencieron los locales por 6 a 1.

Gran Bretaña, entrenada por el inglés Walter Winterbottom, alineó a Frank Swift (Inglaterra), George Hardwick (Ingalterra, capitán –en la foto de oscuro en el saludo previo al inicio del choque-), Billy Hughes (Gales), Archie Macaulay (Escocia), Jackie Vernon (Irlanda), Ron Burgess (Gales), Stanley Matthews (Inglaterra), Wilf Mannion (Inglaterra), Tommy Lawton (Inglaterra), Billy Steel (Escocia) y Billy Liddell (Escocia).

La selección del Resto de Europa estuvo formada por Da Rui (Francia), Peterson (Dinamarca), Steffen (Suiza), Carey (República de Irlanda), Parola (Italia), Ludl (Checoslovaquia), Lembrechts (Bélgica), Gren (Suecia), Nordahl (Suecia), Wilkes (Holanda), y Praest (Dinamarca).

Con esta y otras ayudas, la FIFA fue capaz de recuperar su estabilidad económica, y retomó los preparativos del cuarto Mundial. La cita, que en principio iba a celebrarse en 1949, fue retrasada a 1950 para que diversos países tuvieran más tiempo para afrontar su reconstrucción y no faltaran al evento. Suiza era el país elegido para organizarlo, pero contaba con un serio inconveniente: no tenía estadios de fútbol. El resto de Europa no disponía tras la Gran Guerra de medios suficientes para encargarse de ello, así que la candidatura de Brasil se impuso por unanimidad tras ser presentada con el apoyo de todo el continente sudamericano. Poco imaginaban los responsables de la FIFA que Brasil 1950 depararía uno de los momentos más recordados de la Historia del Fútbol: el “Maracanazo”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: